viernes, 13 de enero de 2017

Hildebrandt denuncia Odebrecht sigue postulando a megalicitaciones en Perú. Y Graña & Montero se lava las manos

Imagen referencial
Mientras la policía detiene a peruanos por protestar contra el peaje donde está involucrada la corrupta Odebrecht, esta empresa, sigue como postora a una millonaria licitación en Perú. Se trata de la construcción del puente Nanay en Loreto. Valor referencial de la obra: S/. 624’843,714.87  Así ha denunciado hoy día el semanario Hildebrandt en Sus Trece (CH13).
Según CH13 la buena pro iba ser entregada el 15 de junio pasado, pero observaciones de la OSCE lo retrasaron. Fuentes del Ministerio de Transportes y Comunicaciones aseguran que Odebrecht no escatima ningún esfuerzo para ganar el concurso, a pesar de tener encima todo el roche de “Lava Jato”. Y con ese mismo roche, sorprendentemente, el cartel de las empresas brasileñas coimeras, hasta ahora, en Perú no enfrenta ninguna inhabilitación.  
El puente de Nanay, menciona CH13, no es el único bocado que Odebrecht ansía de Perú en la actualidad: una subsidiaria de la brasileña abogó, en su país, por el pasaporte del investigado Rodrigo Costa Melo (con restricciones para salir de su país por el caso Lava Jato) para que venga a Lima, entre el 16 y 19 de enero, a ver negocios inmobiliarios en Lima, Miraflores, Callao y Tumbes (casas de playa, viviendas multifamiliares, un centro comercial y un hotel).
Costa Melo ya tenía reserva en un hotel san isidrino para la fecha indicada. Sin embargo, ayer, 12 de enero,  el investigado por un soborno de $750 mil en Río de Janeiro, desistió de venir a Lima.
¿Costa Melo se habrá asustado porque ayer 12 de enero se consolidó más la protesta contra el peaje Puente Piedra? ¿Habrá pensado que si la justicia peruana no cumple protegiéndonos de la corrupción (acostumbrados a eso Odebrecht) el pueblo sí lo hará?
Graña & Montero
No nos podemos olvidar de los socios, clientes -what ever- de Odebrecht: el consorcio peruano Graña y Montero que ante la papa caliente, in crescendo, que es el peaje Puente Piedra, no se les ocurrió mejor forma, ayer 12 de enero, declarar en la publicación Semana Económica que ellos no sabían nada de los actos ilícitos de su socio brasileño 
“Es evidente que nos equivocamos en esta asociación. Respecto a las acciones a seguir, estamos estudiando nuestras opciones legales para tomar alguna decisión”
Pobres !Pura inocencia! Bueno, si Alan García dice que no sabía nada de los ‘narcoindultos’ en su gobierno, si el Chino Fujimori dice que no sabía nada de la súper corrupción bajo sus narices en sus 10 años de fujimorato; entonces,  los peruanos, podemos esperar lo que sea. La impunidad perpetúa la corrupción.

4 comentarios:

  1. Como dijo Gonzalz Prada donde se pone el dedo salta la pus

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Van a tener que hacer una limpieza de 200 años de corrupción enquistada. Difícil tarea, pero no imposible

      Eliminar
  2. Sólo en sociedades en el que el soporte de su estructura es la propiedad privada se presentan estos acontecimientos delictivos. Su sobre estructura está organizada para defenderla, protegerla y ampararla; vale decir, el sistema judicial, policial y fiscal, entre otros. Manuel Felipe.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La propiedad privada al final termina siendo un negocio y si todo es negocio, si todo gira alrededor del dinero; entonces, la justicia -y no solo ésta sino todas las instituciones de la sociedad-; incluida la moral, el respeto, la humanidad misma, se convierten en un negocio. Si queremos cosas diferente necesitamos hacer cosas distintas. En primer lugar, cambiar esa estructura.

      Eliminar