jueves, 18 de julio de 2013

Universitarios peruanos tomarán las calles este 28 de julio ¿Se acerca el final de Ollanta?


¿Qué ofrecerá el presidente Ollanta Humala en su mensaje a la nación estas fiestas patrias? ¿Prometerá el oro o el agua, la educación pública o la privada, la protección a nuestros recursos naturales o el continuismo usurpador, la estabilidad laboral o el látigo de las “inversiones”, una mentira con guitarra o una con cajón, se pondrá su polo rojo prestado o saldrá a correr con su polo blanco cosito? ¿En realidad importa lo que ofrezca, alguien aún le puede creer?
La repartija consumada ayer para el TC, el BCRP y la DP es “dictadura”. Si el Chino Fujimori en 1992 metió los tanques para apoderarse del Congreso y de toda la institucionalidad del país, ayer 17/7/13, Ollanta no necesitó usar los tanques para apoderarse de la institucionalidad y del Congreso porque este último es su aliado. Entonces, ambos, Ollanta y su Congreso solo requirieron un “pretexto” para apoderarse de casi todo: el respeto a un acuerdo político, en cristiano: a la repartija.

Causa risa que esta gente use de pretexto el respeto, el honrar los acuerdos o la palabra: basta ver repartiéndose el poder entre posturas políticas antagónicas, irreconciliables; entre antiguos enemigos y hoy amigos y mañana depende de donde el viento sople. La política peruana hoy es un mercado, es una subasta privada, es un plato de ají de gallina con choros y los chef son Ollanta, Fujimori, Toledo, Lourdes y de taquito, poniendo la mesa y trayendo más comensales, medios solapas,  Alan y Castañeda.
Los universitarios

Los jóvenes son el motor de la sociedad, ellos han estado, están y estarán siempre en las luchas sociales. Su natural carácter contestatario es la dínamo para transformar el conformismo en rebeldía. En ellos se puede ver el futuro de nuestra sociedad. Si el Gobierno corrompe o ciega a los jóvenes tendrá el campo libre para evitar protestas ante su corrupción y para hacer escuela de esta última. El Gobierno de Humala, en otra muestra del continuismo, con su Ley Universitaria quiere aplastar y controlar la autonomía a la que tienen derecho los estudiantes, quiere terminar de desaparecer la universidad pública, quiere que siga habiendo mano de obra barata para las grandes inversiones. En suma, Humala y sus antiguos enemigos, ahora sus aliados, quieren un pueblo pasivo ante sus nefastas acciones como la última repartija que todos hemos visto el día de ayer.
La dirigencia estudiantil de la FEP, la AFEP y la ACUNI se reunieron en el Congreso esta semana, acompañados por el congresista Jorge Rimarachín, para anunciar que se plegaran a la gran jornada de lucha este 28 de julio, programada por distintos gremios sindicales. Tengan en cuenta que este anuncio de los universitarios, en contra de la Ley Universitaria y en donde exigen la participación estudiantil, fue dado antes de la mentada Repartija del Congreso; por lo tanto, es de suponer, que sus protestas para el 28 se engrosarán en demandas y en gente asistente. Acá les dejo un resumen de lo dicho en su anuncio.


No hay comentarios:

Publicar un comentario